• Fotografía: Stella Rotger